3ª MOSTRA DE CINEMA ITALIÀ DE BARCELONA: ANIMALES PLURALES


unnamed (1)Por Juan Marea.
Si a la liebre la cargamos con una cáscara de caracol, podrá dejar de lado su prisa para pararse a pensar en cuál es el camino adecuado.

El pez que pudiera aletear con plumas no dudaría en saltar de las aguas para coger impulso y proseguir, después, su inmersión con más decisión.

Y ¡atención al elefante que en lugar de orejones tuviese alas de mariposa!: ¿Quién podría obviar su delicada belleza?

La MOSTRA DE CINEMA ITALIÀ DE BARCELONA cumplió su tercera edición del 12 al 18 de diciembre en los Cines Verdi Park y apuntaló su determinación de provocar el diálogo social incorporando un ciclo de “Cine italiano e inmigración”. En palabras de Daniela Aronica, responsable de la Mostra, con sus películas, “cada director asume la responsabilidad de ofrecer su propia representación del problema apuntando a soluciones raramente conciliadoras”. Y precisamente por ahí se asoma una de las grandezas del séptimo arte: Ser un pretexto para el debate entre la adormilada conciencia del espectador, la inconsciencia del cineasta combinando los elementos cinematográficos y, finalmente, el entorno comprometedor.

Los hermanos Massimiliano y Gianluca De Serio se empeñan en transitar por el controvertido camino de la convivencia cuando la necesidad acucia. En sus SETTE OPERE DI MISERICORDIA, echan a andar a una adolescente moldava e incómoda en el rol en que se ve no ya envuelta, sino enredada, por las circunstancias migratorias, y a un anciano italiano y solo cuyo último aliento vital solo podrá tener sentido si enseña a ella las reglas esenciales para ser persona y criatura social. Ella aprenderá pronto la lección y los momentos en que el guión articula el quehacer doméstico de esta extraña pareja son tan depurados que emocionan. Se trata esta de una emoción que elude lo melifluo y lo logra gracias a la admirable concisión interpretativa de Roberto Herlitzka como el oportuno pigmalión de la historia. También a través de una práctica ausencia de diálogo verbal. Y, sobre todo, por un sentido de lo audiovisual muy riguroso: La expresividad de los actores se focaliza en sus miradas y, de este modo, prescindiendo de un discurso demagógico, el resultado se eleva más allá del argumento, mero punto de partida. Por último, la atmósfera espiritual que impregna toda la película permite considerarla casi una metáfora religiosa: Cuando la heroína se enfrenta a los suyos, los verdaderos verdugos, le crecen las alas. Entiende, además, que solo ayudando y dejándose ayudar podrá salvarse (el niño que le tiende la mano porque también es una víctima). Y los De Serio nos iluminan con una última secuencia hermosa y esperanzadora que vence a toda la miseria moral que antes hemos visto.

LA MIA CLASSE, de Daniele Gaglianone, demuestra que una historia universal debe formularse en términos tan locales que permitan al espectador bajar la guardia. El crítico Vito Zagarrio presentó la proyección diciendo que hay que “buscar la identidad del país a partir de la del individuo” y el filme supuso un buen ejemplo de ello. En él, se ahonda en los problemas cotidianos de los inmigrantes con mucha eficacia: Asistimos a un curso de italiano con un dinámico profesor (carismático Valerio Mastandrea) y un surtido-cuétara de extranjeros voluntariosos y atenazados por el constante peligro de los agentes de policía. A pesar de caer en estereotipos y del efectista guiño que hace la película a la condición manipuladora del cine (el rey de la ficción encubierta), la espina dorsal de la historia (esto es, el desarrollo de las clases) triunfa clamorosamente por su equilibrado tono de comedia, frescura y eficaz pedagogía: Los alumnos aprenden gramática y vocabulario aplicando sus propias peripecias en la Italia monolingüe.

Dice Aronica en el programa de la Mostra que las obras incluidas en ella “entablan una intensa dialéctica entre la esfera social y la individual.” Estos días hemos enmudecido. Pero solo porque escuchamos atentamente lo que querían decirnos aquellas. Y ahora que ya quedaron atrás las sesiones, les contestamos nosotros queriéndonos más.

Déjanos tu comentario, gracias.

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: